martes, 12 de octubre de 2010

Galicia



Llegó el domingo deseado y marchamos a Galicia. Ha sido un viaje tan maravilloso como esperado. Hemos conocido lugares mágicos, llenos de vida. Paisajes impresionantes que aunque hubiese visto en fotos o ducumentales, no podía imaginarlos hasta tenerlos cerca.

Pasamos la semana de allá para acá, moviéndonos por las Rías altas y conociendo pueblecitos y playas maravillosas por todo el concejo de Ortigueira. Un día estuvimos en el Parque Natural de Fragas de Eume el cual recomiendo por su riqueza natural paisajistica. Al final de la ruta, estaba el monasterio abandonado de Caaveiro, pero no pudimos acceder a el, ya que entre semana está cerrado al público. No obstante, mereció la pena.

El antiguo molino rehabilitado donde nos hospedamos era una pasada. Tenía muchas posibilidades :). Pasaba el rio por debajo. Los al rededores estaban poblados de bosques de castaños y helechos, que dada la época otoñal daban al campo una gama multicolor muy muy especial.

Algunos días como es normal en Galicia, llovió, pero no nos cohibió para continuar con nuestros planes, y aún pasados por agua, pasamos unos días maravillosos.


Un breve paseo.....







3 comentarios:

Lily dijo...

Las fotos preciosas, seguro que los momentos también. besin!

Alex dijo...

Unas fotos bellisimas que relajan nuestros sentidos. Imagino una sesión de cuerdas en el molino con el murmullo del agua como música de fondo.
alex

edelweiss mei dijo...

Sin duda hemos visitado lugares preciosos :) Todo tenía un encanto especial asique pasamos momentos muy especiales

Besos Lily! Nos vemos pronto!!